La Escuela federal: un sindicato de jóvenes

Del 22 al 25 de abril se celebró en Extremadura, en pleno valle del Jerte, la Escuela federal de Juventud, con la participación de 35 jóvenes a los que se les formó sobre las nociones básicas del trabajo sindical.

La escuela comenzó el miércoles con las presentaciones de Javier Jiménez y Marisol Salazar, secretarios generales de FSC-CCOO y de FSC-CCOO Extremadura respectivamente. A continuación Juan José Bote, responsable de Juventud de CCOO Extremadura, presentó los proyectos que realizan los jóvenes extremeños de CCOO en la región.

El jueves la escuela se realizó en el centro de interpretación de Monfragüe, donde un trabajador de dicho centro y Francis Cabezos, secretario de Salud Laboral y Medio Ambiente de la FSC-CCOO, hablaron de empleo, biodiversidad y servicios públicos. Posteriormente se realizó una caminata para ver el entorno y lo importante que es su conservación, la cual se puede ver en peligro por la nueva Ley de Montes sobre la que también se habló.

Escuela federal de Jueventud. Extremadura, 23.4.15. Archivo FSC-CCOO
Escuela federal de Jueventud. Extremadura, 23.4.15. Archivo FSC-CCOO

Por la tarde se organizó una mesa de debate sobre garantía juvenil, en la que participaron Javier Jiménez, Paloma López, ex secretaria de Empleo de CCOO y actual eurodiputada de Izquierda Unida, y Libertad Alcocer, secretaria de Juventud de FSC-CCOO. Repasaron los comienzos de la garantía hasta la situación actual y si España cumple con los requisitos marcados por Europa.

La escuela finalizó el viernes con una sesión formativa sobre negociación colectiva. Camino Aure, secretaria de Afiliación y Elecciones Sindicales de FSC-CCOO, explicó qué es el sindicato y cómo se estructura, y Juana Olmeda, secretaria de Formación de FSC-CCOO presentó de una forma muy didáctica la negociación colectiva básica.

CONCLUSIONES DE LA ESCUELA
En este ambiente de trabajo, se establecieron conclusiones que han sido ordenadas por bloques temáticos: comunicación, participación en órganos de dirección, afiliación, papel de las delegadas y delegados, formación y acción sindical y negociación colectiva.

Las conclusiones sobre comunicación, pusieron el acento en los déficits que evidencia la organización, entre los que se señalan la falta de comunicación interna entre el sindicato y las personas jóvenes, al tiempo que se consideró que las propuestas del año pasado, en este sentido, no se han hecho efectivas, en parte por las excesivas barreras que se establecen en algunas organizaciones territoriales, posiblemente por cierta prevención ante los modos y formas de intervenir de las personas jóvenes, lo que hay que superar.

Somos un sindicato organizado en los centros de trabajo, lo que convierte en necesaria la vertebración de todas las iniciativas y políticas, llevando las campañas que se lanzan desde la Federación estatal a todas las secciones sindicales, para lo que es conveniente disponer de nuevas herramientas, más participativas e intensas, como alternativas a los correos electrónicos que como medio de comunicación está entrando en obsolescencia. Así, se pone de manifiesto la urgencia de crear canales de comunicación virales, como whatsapp, elaboración de contenidos propios dirigidos a jóvenes en Youtube, adaptando el lenguaje sindical a la nueva realidad diaria, con imagen adecuada a gente joven en lemas, contenidos, propuestas, orientaciones, etc.

Los espacios autónomos de construcción de la identidad y personalidad de la gente joven en CCOO deben contar con herramientas gestionadas desde el ámbito al que van dirigidas. Por ello, además de los elementos señalados anteriormente como identitarios de formas de pensar e intervenir, de concebir la nueva realidad cotidiana, nuestros instrumentos de comunicación, difusión y trabajo, tienen que tener la relevancia que la lucha sindical de las mujeres y los hombres jóvenes requieren, reforzando la presencia en la web, con mayor proyección de la sección de Juventud.

Participación en órganos de dirección
Para hacer posible la incorporación consciente de gente joven al sindicato y a sus órganos de dirección, superando la presencia decorativa como floreros, se hace necesario que se difunda a toda la organización los debates que tienen los órganos de dirección, ya que los acuerdos alcanzados no llegan a las bases del sindicato, con la consiguiente pérdida de músculo, lo que a criterio de los participantes, lleva a “cargarmos” el debate que ha de producirse en asambleas de la afiliación.

Se estima imprescindible estar informados por todas las estructuras de la organización para intervenir en el debate, en las propuestas y en las conclusiones con protagonismo a través de la participación, lo que además debe llevar aparejada la representación en los órganos de dirección del sindicato, superando la actual carencia al respecto. Esto conduce como conclusión a que se estime por la mayoría de los asistentes a la escuela que, para vencer el escepticismo actual sobre la presencia ejecutiva de jóvenes, sólo podrá hacerse asumiendo el total de la organización esa tarea como un reto global, al que dedicarle esfuerzos políticos, comprensión y planes específicos de intervención.

Aun conscientes de que no forman parte de los Consejos, piden poder participar con voz, o conocer, antes de los debates, los documentos que allí se discutan para poder realizar aportaciones. Es una forma de aprender y conocer los posicionamientos sindicales y políticas que se elaboran colectivamente por las direcciones sindicales.

La participación y la construcción directa del sindicato desde la identidad de las personas jóvenes, tiene que adecuarse a los tiempos de renovación y cambio del sindicalismo de CCOO, saludándose como positivas las iniciativas y criterios para la elaboración de las candidaturas que se expusieron por la Federación y la apuesta hecha hacia las personas jóvenes, algo que han conocido en la escuela. Asumen la apuesta de que la participación de jóvenes sea en función de su presencia porcentual en la afiliación, cerrando sus aportaciones en este apartado con una petición de paridad (también referida en términos de edad), que sea cuantitativa y no sólo cualitativa.

Afiliación
La presencia de gente joven en el sindicato es un reto, para lo que se estima pertinente realizar campañas de afiliación específicas (en línea de “Reescribe tu papel”), combinado con la presencia en los centros educativos, porque es necesario empezar la actividad sindical desde los centros de enseñanza. Es un modo de no perder fuerza, transmitiendo la importancia del sindicato a las personas más jóvenes (qué es el sindicato, debiera impartirse como una asignatura obligatoria. Para lo que surge incluso una idea de generar una ILP), finalizando las apreciaciones sobre afiliación con la propuesta de potenciar la red de personas jóvenes mediante encuentros, escuelas.

Formación
Las intervenciones en los aspectos formativos señalaron que son necesarias actuaciones de acogida a las personas que se incorporan como delegadas sin experiencia. Se puso de manifiesto, una vez más, que es imprescindible acometer un amplio plan de formación, con profundidad, que construya herramientas de intervención y conocimiento suficientes para las tareas que se afrontan, poniendo el acento en materias como la oratoria: aprender a hablar en público, la explotación de redes sociales, la formación sobre la red interna del sindicato y sus herramientas, la inteligencia emocional (empatía y asertividad), la política internacional con temas como TTIP, feminismo, LGTBI, empoderamiento, elecciones sindicales, historia de CCOO, saber de dónde venimos, etc.

Una propuesta muy completa y articulada, que concluyó con la posibilidad de abrir un espacio de formación on line y crear una “caja de herramientas” virtual, dándole gran notoriedad al proceso digital como instrumento determinante.

Acción sindical y negociación colectiva
La visibilización de la problemática laboral de las personas jóvenes, el empoderamiento preciso para que ocupen el espacio que les corresponde, necesita de intervenciones en el ámbito de la acción sindical y la negociación colectiva de singular relevancia, como la redacción de propuestas propias y hacerlas llegar a los grupos políticos, la elaboración de argumentarios de jóvenes FSC, trabajar para romper barreras y limitaciones que hagan posible llevar propuestas sobre temas sectoriales en momentos de negociación, introducir temas transversales en convenios colectivos: cláusulas sobre género, juventud, LGTBI, con intervenciones que determinen que los jóvenes sean ejemplo y garantía de la igualdad en el interno, combatiendo los micromachismos para su eliminación de la práctica sindical diaria y la apuesta por la conciliación real, que hoy no está reflejada en la organización y se convierte en una trampa.

En definitiva, una escuela muy intensa, activa, políticamente reivindicativa y con proyección, que vuelve a ratificar que las personas jóvenes de la FSC-CCOO están comprometidas con el proyecto que encarnamos y construimos el conjunto de la afiliación a diario.